EL CLAN

El lobo corrió para salvar al león; ambos, libres de peligro, se apresuraron en socorrer al tigre; finalmente los tres consiguieron auxiliar al leopardo. Cuando recuperados, los cuatro se sintieron protegidos, a salvo, se enzarzaron encarnizadamente por la disputa del reino animal.


Donde Nick Brandt pone el ojo

Comentarios

Entradas populares de este blog

EL LOCO (no es mío, aunque me gustaría)

COSA DE UN NOMBRE (Relato perteneciente al libro Habitación sin bombillas).

OH! CAROL