EN OCASIONES SE PASAN

UN HÚMEDO SEIS DE ENERO Diciembre del 2012. Seleccionado en la repesca para formar parte del libro Esta noche te sueño.

“¿Cómo que no van a venir los Reyes?”, espeté a mi madre, provocando un llanto que ya resultaba recurrente. Tiritando y sin estufa seguí con el ritual. Encendí las velas utilizando cerillas y abrí una botella de vino, derramando tres cuartos sobre cada una de las copas, como en otras ocasiones. Desde que mi padre se había ido, hacía un mes, a ayudar a los pajes de los Reyes, yo era el hombre de la casa y, aunque me daba pena su ausencia, alguien tenía que poner orden. Pero mi madre con sus chifladuras, estropeando las fiestas. Que me olvide de regalos… todo el año portándome bien; sacando buenas notas; ayudando a Lola, la del tercero, a subir la compra… para que Melchor, Gaspar y Baltasar me recompensaran. Nada,… ¿qué mosca le habrá picado?. Se iba a enterar ella cuando viera el salón lleno de regalos. Ni uno, ni dos... Apagué la luz y cerré los ojos con fuerza, sabiendo que ellos no me fallarían. Al día siguiente me levanté de un salto, fui al salón y… no encontré nada en el suelo, ni… ni en las tres copas… ni en la botella.


Gran libro, lleno de buenos microrrelatos, de mejores autores, que nacen de ESTE ESTUPENDO ESPACIO.

2 comentarios:

  1. Enhorabuena, me alaegro mucho.
    Es un micro muy bueno.
    Besicos muchos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias. La verdad es que a mí me gustaban otros ejemplares bastante más que el presente, pero no siempre se gana y a veces la suerte es caprichosa.

      Una perta gorda.

      Eliminar